¿HAS PUESTO CÁMARAS DE VIGILANCIA EN TU COMUNIDAD? TE INDICAMOS QUE HACER.


11 Marzo, 2016 Facebook Twitter LinkedIn Google+ Consejos para el hogar


LAS CÁMARAS DE VIGILANCIA

En el caso de querer instalar cámaras de vigilancia en una comunidad de propietarios hay que tener en cuenta ciertos aspectos legales, tanto con anterioridad como con posterioridad a la instalación.

Antes de hacerlo se debe dar de alta la instalación en la Dirección General de Policía, dar de alta el fichero en la AEPD (agencia española de protección de datos), poner a la vista de todos distintivos informativos,…

Después de la instalación debes seguir los siguientes puntos:

1. Cerciorate de que el periodo de grabación está dentro de los límites legales.

La capacidad del disco duro que almacena las imágenes, la cantidad de cámaras existente o la calidad con la que se graba van a determinar en cierta manera el tiempo de grabación del sistema de videovigilancia instalado.

El artículo 6 de la instrucción 1/2006 de la AEPD señala un plazo de grabación máximo de 1 mes (30 días). Al finalizar ese período las imágenes contenidas en el fichero deben eliminarse. Solamente se deben conservarse las imágenes que muestren un delito o infracción administrativa a disposición de las Administraciones Públicas, jueces y tribunales.

2. Renovación de usuario y contraseñas para acceder al grabador de imágenes.

En las comunidades que haya instalado sistema de videovigilancia, el responsable del mismo será el presidente en activo y la empresa mantenedora es quien se responsabiliza del tratamiento de las imágenes.

De manera que cuando el presidente de la comunidad cambia, el responsable del fichero también lo hará. Asimismo, el cambio de presidente conlleva un cambio en el nombre de usuario y de contraseña.

Puede ocurrir que el presidente renueve su presidencia. En este caso la legislación establece que la contraseña para acceder al fichero debe ser renovada con una periodicidad nunca superior a un año.

3. Restricción del acceso a las imágenes.

Las imágenes solamente podrán ser vistas por las personas que tengan autorización para ello en el documento de seguridad. Éstas deberán ser informadas de las obligaciones que les corresponden.

Así, no todos los vecinos pueden ver las imágenes que las cámaras recojan, incluso cuando las imágenes contengan algún hecho que les afecte a ellos de manera directa (como pueda ser el caso de una agresión o un robo).

De esta manera si las instalaciones de videovigilancia son visionadas por los todos los dueños de los inmuebles, la AEPD puede sancionar por ser desproporcionado.

4. Disponer de folletos con información para los afectados.

La comunidad de propietarios debe contar con folletos para poder ofrecer a los usuarios que son grabados por el sistema de vigilancia. Si éstos no están previamente impresos, deben estar disponibles para imprimir en el caso de que alguien los demande.

En los impresos deben aparecer los datos relativos al tratamiento de datos personales con fines de vigilancia a través de cámaras. Por ejemplo, debe aparecer el responsable del fichero y tratamiento, finalidad, de manera que el usuario pueda hacer ejercicio de sus derechos de Acceso, Cancelación y Oposición ante la propia comunidad de vecinos.

5. El documento de seguridad debe siempre mantenerse actualizado.

En este documento se recogen todas las acciones que se necesitan para que la protección, integridad y disponibilidad de los ficheros e imágenes estén garantizadas.

De la misma manera en este documento se recogen las funciones y obligaciones de los autorizados a acceder a el contenido grabado.

Debe mantenerse actualizado en todo momento y deberá recoger todas las incidencias que se produzcan en el fichero como extracción de las imágenes, cambios de contraseñas, añadir nuevos usuarios autorizados etc.

Para más información, aquí tienes un vídeo con algunas recomendaciones para las cámaras de vigilancia. Disfrútalo!

Comentarios